Mucho más que musas: mujeres, arte, y mirada

By 7 abril, 2018arte, general

 ¿Cuántas pintoras conocéis? Sí, mujeres. ¿Escultoras? En toda la Historia del arte (y la Historia en general, no nos engañemos), la mitad de la población del planeta ha vivido la desaparición casi instantánea de la huella que iba dejando a base de cincel, lija, paleta y pincel. La parte dominante de la sociedad ha apartado, ha desprestigiado, o simplemente ha obviado un talento evidente para limitarse a reconocer el de aquellos que cumplían con su requisito favorito: ser hombres.

 Pero pese a que se eliminaran sus nombres de las galerías o se las relegara a puestos secundarios en la industria del arte, las mujeres siempre han sido mucho más que una ayudante, una cara bonita, que una musa. Va siendo hora de que cambiemos esa historia, y empecemos a hacer mención a esas luchadoras que se entregaron a su pasión pese a todas las barreras impuestas.

 Es momento, más que nunca, de hablar de la pintura de Frida Kahlo, pero también de Tamara de Lempicka, Berthe Morisot, Evelyn de Morgan y de Sofonisba Anguilossa, pues merecen el mismo reconocimiento que Miguel Ángel (que fue el primero en alabar el trabajo de Anguilossa), Rembrandt, o Van Gogh. Toca admitir que Camille Claudel fue una escultora maravillosa, mucho más que la amante de Rodin. Es hora de saber que la escultura de la estremecedora araña del museo Guggenheim de Bilbao (Mamá) es obra de la francesa Louise Bourgeois.

Young Lady with Gloves, Tamara de Lempicka (1930)

 ¿Os imagináis cómo de rica habría sido la Historia del Arte sin haber rechazado el talento de las mujeres? ¿Cuántas piezas más habrían llenado los museos, habrían expresado los problemas, debilidades, y fortalezas de un sector tan amplio de la población? Hablar de Arte es hablar de mirada. Y hasta ahora la sociedad ha mantenido un ojo cerrado. No podemos volver al pasado y contemplar todo aquello que nos perdimos, pero podemos intentarlo, y dejarlo bien abierto a partir de ahora.

Nos vemos en la Feria de Arte de Zaragoza el tercer domingo de cada mes en Las Armas para trabajar esa mirada. ¿Os animáis a seguir la huella a nuestras y nuestros artistas locales?

Leave a Reply

X